El viajar solo tiene sus ventajas. Cierto es que rompe totalmente con lo establecido, pero permite visitar ciertos lugares al ritmo que cada persona desee. Si te decides a hacer este tipo de viaje, ¿qué mejor manera de hacerlo dentro de la geografía española? Pero, ¿sabes dónde viajar solo por España?

Viajar solo por España te da la posibilidad de disfrutar de entornos que de otro modo sería imposible. Este tipo de viajes otorgan una libertad que en otros casos no se tiene. Aprovecha las ventajas de viajar solo y descubre un país que cuenta con maravillas dignas de visitar al menos una vez en la vida.

El Monasterio de El Escorial (Madrid)

Si hay un destino en el que la magia, el esoterismo y el recogimiento confluyen de un modo especial, este es el Monasterio de El Escorial. La residencia de Felipe II merece recorrerse solo. Sin nadie. Es un entorno que embriaga los sentidos. Es un ambiente en el que se respira algo más que historia.

Prepara tu cámara de fotos y tu bloc de notas para anotar los mil y un detalles que hay allí. Nuestra recomendación es que antes, devores alguna guía de la otra cara de El Escorial. Seguro que así, y con la tranquilidad de ir solo, se aprecian algunos detalles que de otro modo pasarían inadvertidos.

Península de Jandía (Fuerteventura)

Si eres un fanático de los vuelos a lugares increíbles, no te puedes perder este destino. No son pocas las ocasiones en las que uno está tentado de visitar el Caribe. Sin embargo, no hay duda de que dentro de la geografía española hay algunos enclaves muy similares. Es el caso de la Península de Jandía. Ubicada en la isla de Fuerteventura, se trata de un paraje único. Con unas vistas desérticas sin iguales, sus dunas son extraordinarias.

Sin embargo, no todo termina ahí porque si hay unas playas que merece la pena ser recordadas, estás son las de Fuerteventura. Agua cristalina, arena fina y doradas son dos elementos que hacen las delicias de todos los que las visitan. Poco más se puede pedir para desconectar de la rutina diaria y reencontrarse con uno mismo.

La Alhambra (Granada)

Poco se puede decir de esta maravilla. Una ciudad al alcance de cualquiera. Una urbe que encierra cientos de detalles y cientos de historias. Un recorrido que merece la pena hacerlo despacio. Calmado. Casi en soledad. Una oportunidad de descubrir un rincón de Granada que es uno de los más famosos de todo el planeta. Perfecto para volver siempre que uno necesite algo de paz y tener una nueva perspectiva de la realidad.

El nacimiento del río mundo (Castilla La Mancha)

En contra de lo que se pueda pensar, la tierra de Don Quijote, tiene más de un tesoro que mostrar. Uno de ellos es el nacimiento del Río Mundo. Un arranque salvaje de la madre naturaleza que se deja observar en todo su esplendor.

Un entorno en el que dejarse llevar. Un lugar en el que perderse. Guardar silencio y escuchar el discurrir del agua. Un lugar en el que todo queda en un segundo plano. Solo la persona que está disfrutando de ese momento es la importante. Ideal para tomar instantáneas, las cuales, seguramente, pasen a formar parte de ese álbum imborrable de la vida de cada uno.

Estos son algunos de los lugares españoles en los que merece la pena ir solo para descubrir todos sus detalles y disfrutar de la tranquilidad que hay en ellos. No te lo pienses más y comienza a viajar solo por España.

 

1 Comentario

Carmen Lara · 2 abril, 2018 a las 19:17

Tenemos un país precioso, lleno de cultura y en lo que muchos de los españoles prefieren irse fuera a visitar otros lugares que conocer primero su propio país. Es cierto que yo he hecho bastantes viajes sola y es grandioso, pero siempre aventurandote primero en conocer España y luego en conocer mundo

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *